como se contabilizan los seguros de aparatos electronicos en contabilidad

La compañía ANGELITO SAC se ocupa de la venta de equipos electrónicos y su almacén está situado en San Isidro – Lima.

El 2 de mayo se genera el hurto de entre las entidades de transporte de la compañía cuyo valor en libros era de S/ 54,000.00. Se realiza la demanda respectiva y se han iniciado las indagaciones policiales pertinentes.

¿Cuándo son deducibles los costos de la Asesoría Fiscal?

De entrada, tanto para la gente físicas para la gente jurídicas, son deducibles, en el momento en que estén ciertamente contabilizadas y correspondan con un gasto real permitido en el ejercicio de la actividad.

Es atrayente aclarar aquí que la DGT ha manifestado que no son deducibles los costos de asesoría por la confección de la declaración de Renta, ya que no se abarcan solo los desempeños de la actividad económica, sino más bien otras ocasiones, así como desempeños de capital moblaje, ganancias y pérdidas patrimoniales, etcétera., y por consiguiente la factura así como se señala no sería deducible para el empresario persona física. No obstante, sí lo sería si la factura fuera por los honorarios para saber el desempeño neto de la actividad económica y las probables reducciones en su caso.

Cuestiones usuales sobre la contabilidad de los sitios de comidas

Quizás poseas ciertas cuestiones candentes sobre la contabilidad de los sitios de comidas y su relevancia. Por servirnos de un ejemplo, ¿cuál es la diferencia entre contabilidad y tenedor de libros? ¿Qué papel tiene un contador en un lugar de comidas, por ejemplo cuestiones? Echemos una ojeada a ciertas de estas cuestiones y lo que verdaderamente precisas entender.

¿Cuál es la diferencia entre contabilidad y tenedor de libros?

El producto 18 fracción VI de la Ley del Impuesto sobre la Renta (LISR) establece que se considerará como ingreso acumulable la cantidad recuperada por seguros, fianzas o responsabilidades a cargo de terceros; siempre y cuando sean pérdidas de recursos del contribuyente.

Como entendemos, las compañías padecen con frecuencia contingencias por siniestros o causas de fuerza mayor, por poner un ejemplo, algún desastre natural, un hurto, pérdida, etcétera.; donde se pierden recursos, mercancía o activos (maquinaria, aparato de transporte, aparato de balance, entre otros muchos). En el momento en que estos recursos están asegurados por resolución de la compañía o por cumplimiento de alguna predisposición legal, en su caso algún siniestro, la empresa aseguradora va a estar obligada a indemnizar, en los términos del respectivo contrato, al titular del bien.

De este modo, en el momento en que el contribuyente recibe proporciones pagadas por la compañía de seguros, este importe debe considerarse, de entrada, como un ingreso acumulable en términos del producto 18 fracción VI de la LISR.

Material relacionado:

  • Registro de pólizas de seguro como activo
  • Puntos a tener en consideración en la evaluación de la materialidad
  • ) para múltiples periodos, ¿es un gasto o un activo?

Deja un comentario